Domingo 14 de Agosto de 2022
Queja

Vecinos de Villa Morra II denuncian que las ambulancias tiran residuos en la calle

Los frentistas aseguran que desde marzo tienen este problema y afirman que los vehículos, que se congregan en la calle Soler, arrojan los residuos patológicos, pañales, colchones y barbijos en las veredas. Piden una solución.


  • Viernes 26 de Noviembre de 2021
Ambulancias Villa Morra II
Los vecinos han hecho reclamos, pero no han obtenido respuestas.

Vecinos del barrio Villa Morra II han decidido visibilizar un problema que tienen desde principio de año con los residuos patológicos que las ambulancias dejan en el lugar. Es que todas las ambulancias del distrito se congregan en la calle Soler, donde antes estaba ubicado Zoonosis, y genera sin dudas un gran conflicto a la hora de la deposición de los residuos.

Vecinos de la zona se comunicaron con Diario Resumen para contar con detalles lo que está ocurriendo. “Esto ocurre desde marzo, están todas las ambulancias, ocupando toda la cuadra. Los vecinos somos en su mayoría adultos mayores, el problema es peor. Tiran los pañales, residuos patológicos, barbijos en las veredas. Hemos visto colchones de camillas, que los limpian en la calle, y los desechan al costado”, relataron a nuestro medio.

Asimismo indicaron que los más pequeños “no pueden salir a jugar, a andar en bicicleta por miedo de que los atropelle una ambulancia”: “no es un lugar, un barrio común, para tener la cantidad de ambulancias que tenemos continuamente”.

Los vecinos, de hecho, realizaron diversos reclamos para que esta situación pudiese tener una solución que dejara conformes a todos, pero las respuestas nunca llegaron. “Varios vecinos hicieron reclamos. Esto es demasiado, salir de tu casa y ver las bolsas con residuos patológicos es chocante”, informaron.

Por otro lado, contaron que el hecho de salir a hacerlo público les genera temor: “tenes que ver a estas personas todo el tiempo. El jueves vimos como miraban a las casas, supongo que para descubrir quien hace los reclamos. Una persona pasó mirando, nos pareció raro porque el barrio es tranquilo, nos conocemos todos, nunca pasó nada acá. Los vecinos tienen miedo, temor de hablar”.

“Tenemos la Escuela 45 a tres cuadras, las madres pasan con nenes chiquitos llevándolos, bebés en cochecitos, es un peligro para todos”, añadieron.

Luego de las primeras quejas en redes, los frentistas explicaron que lo único que hicieron fue tapar con hojas todos los residuos, pero que siguen estando allí. Es por esto que han decidido continuar, a pesar del temor, contando lo que ocurre.

“Seguimos reclamando que alguien nos preste atención. El problema no es con el personal de salud, porque son trabajadores. Pero, o que los ubiquen en otro lugar o que tengan un cesto para poner sus desechos. Podemos buscar una solución para que haya un equilibrio entre los vecinos y los trabajadores. Es encontrar una forma que sea segura, para todos”, cerraron.

Dejar un comentario

Los campos marcados son requeridos *

También te pueden interesar