Martes 06 de Diciembre de 2022
Por las nubes

Investigarán a empresas para estudiar los márgenes de ganancia y llaman a un “boicot”

Al menos una quincena de compañías está en la mira del Gobierno Nacional por subir precios por encima de la inflación. La Cámpora pidió no comprarle a los que aumentan cometiendo abusos.


  • Miércoles 02 de Noviembre de 2022
Boicot empresas

El Gobierno nacional iniciará investigaciones sobre empresas de consumo masivo que elevaron precios de productos “por encima de la inflación general”, al tiempo que integrantes de la administración bonaerense y de La Cámpora pidieron denunciar a las compañías que han cometido abusos y llamaron a boicotearlas a la hora de elegirlas.

En primer lugar, fue la Secretaría de Comercio la que instruyó a la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia a iniciar investigaciones por “presuntas prácticas anticompetitivas” de empresas que aumentaron los precios de productos “por encima de la inflación general” y abusaron así de su posición dominante en el mercado.

La resolución 68/2022 publicada este martes en el Boletín Oficial ordena a Defensa de la Competencia investigar a “aquellas empresas vinculadas con la producción y comercialización de productos de consumo masivo que hubieran aumentado precios durante 2022 como resultado de un abuso de su posición dominante en el mercado”. El órgano, dependiente de Comercio, deberá remitir un informe de los avances de esta investigación en un plazo máximo de 30 días.

La investigación ordenada por el área de Matías Tombolini responde a un informe elaborado por la Subsecretaría de Políticas para el Mercado Interno, a cargo de Hernán López Toledo, que indicó que hay empresas de consumo masivo que, “en el transcurso del presente año, han aumentado precios por encima de la inflación general y de otras variables que afectan a los costos de producción”.

Según dejaron trascender, las compañías de consumo masivo que están siendo investigadas son al menos 15, debido a que a partir del monitoreo diario se encontraron algunos “movimientos o desajustes” extraños. De esta manera, se constatará que la empresa “dominante” no esté estableciendo un precio que afecte a la competencia y, además, sus márgenes de ganancia.

En ese sentido, según un relevamiento realizado por Analogías y que tomó a 1.280 productos de las principales 30 firmas de consumo masivo, las empresas Coca-Cola, Ledesma, Sancor, Papelera San Andrés de Giles (Felpita, Sweety, Floripel) y Queruclor (Querubín, Trap, Aktiol, Polyana) son las que más aumentaron por encima de la inflación en lo que va del año.

Entre dichos productos, el agua mineral Kin de Coca-Cola aumentó un 208,9% en los primeros nueve meses del año, mientras que los energizantes y gaseosas de la empresa sumaron 127,3% y 88,8%, respectivamente, frente a una inflación que, en dicho periodo, fue del 67,2%. En tanto, el azúcar Ledesma, de acuerdo con el relevamiento, aumentó 96,2%; y en el caso de Sancor, la leche subió 169,5%, su línea infantil, 93,5% y los quesos, 74,1%.

“No comprar”

A partir de estos datos, ministros del Gobierno bonaerense pidieron “parar con los aumentos injustificados de precios” y solicitaron a los consumidores “no comprar” estas marcas.

El ministro de Desarrollo de la Comunidad y secretario general de La Cámpora, Andrés Larroque, expresó que “frenar el abuso de las empresas es cuidar la mesa de los argentinos”. Del mismo modo, el jefe de Gabinete, Martín Insaurralde, propuso a la población “no comprar los productos que subieron más que la inflación”.

Mientras tanto, la ministra de Gobierno bonaerense, Cristina Álvarez Rodríguez, analizó que “el aumento de precios de los alimentos y de los productos de la canasta básica es una de las principales causas de inflación”. Y añadió: “frenar el abuso de las empresas es cuidar la mesa de las y los argentinos. Promovamos un consumo responsable”. Otra que se expresó fue la ministra de Ambiente, Daniela Vilar, llamó a frenar “el abuso de estas empresas” y no comprar “si subieron los productos por encima de la inflación”.

Por su lado, la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, también se sumó a la campaña. “Los alimentos son los productos que más aumentan y los que más afectan al bolsillo de nuestros vecinos y vecinas. Frenar el abuso de estas empresas es cuidar la mesa de los argentinos”, dijo, y pidió: “No compres los productos que subieron por encima de la inflación”.

Algunos de los bienes de primera necesidad apuntados son marcas de gaseosas, papel higiénico, galletitas, aguas, detergentes y bebidas energizantes.

Dejar un comentario

Los campos marcados son requeridos *

También te pueden interesar