Domingo 03 de Julio de 2022

Un cura acusado de abuso sexual cumple la prisión domiciliaria en Zelaya

Desde el 19 de junio, tras resolverse el pedido, Raúl Sidders se encuentra cumpliendo la medida en la vivienda de su hermana. Está acusado de abusar sexualmente a una de sus ex alumnas, cuando esta tenía entre 11 y 14 años.


  • Martes 29 de Junio de 2021
raul sidders

Raúl Sidders, sacerdote y docente de La Plata, está acusado de haber abusado sexualmente de una menor de edad y fue informado que cumple con su prisión domiciliaria en nuestro distrito. Este hombre fue denunciado por una de sus ex alumnas, de un colegio privado, quien relató que los abusos ocurrieron cuando tenía entre 11 y 14 años.

Sidders, con 60 años, había sido beneficiado con la prisión domiciliaria a fines del 2020 a instancias de un Juez de Garantías de La Plata, pero la medida fue apelada. Tras algunos meses la justicia resolvió otorgarle este beneficio y el sacerdote se encuentra en una vivienda de la localidad de Zelaya, ubicada en la calle Comodoro Rivadavia, desde el pasado 19 de junio.

“Lleva puesta una tobillera electrónica con geolocalización, y tiene prohibido contactarse con Rocío, la mujer de la que abusó, que, en su momento, era una niña de 11 años”, informaron desde el grupo Vecinos de Zelaya Unidos, desde donde también indicaron que la vivienda en la que se encuentra el sacerdote, a pocas cuadras del pueblo, es de su hermana.

Fue en diciembre del 2020 que el juez Agustín Crispo dictó la prisión preventiva para el cura acusado del delito de abuso sexual gravemente ultrajante por su duración en el tiempo y circunstancias de realización doblemente agravado contra una mujer que denunció haber sido abusada por el sacerdote entre el 2004 y el 2008, cuando la víctima tenía entre 11 y 14 años y asistía al establecimiento.

Además, hizo lugar al pedido de la defensa del sacerdote y concedió la morigeración de la prisión preventiva bajo la modalidad de prisión preventiva en un domicilio de Pilar con control de monitoreo electrónico.

“Él dice que fue perdonado por la justicia divina, lo que es una manifestación de él, grave, pero que no lo aparta de la igualdad ante la ley de cualquier persona que cometió un delito, se le dictó la preventiva y debe cumplirla en la cárcel”, remarcó Juan Pablo Gallego, abogado de la víctima cuando la medida era apelada. 

Gallego destacó que Sidders “es una persona joven, tiene 59 años, se lo ve en perfecto estado”, por lo que no parece adecuado el beneficio de la domiciliaria.


Repudio ante su llegada a Pilar


Desde el Frente de Mujeres y Disidencias en Lucha de Pilar mostraron su disconformidad ante la presencia del cura acusado de abuso sexual en nuestro distrito y emitieron un fuerte comunicado bajo la consigna “Fuera Sidders de Pilar”.

“Rocío, una joven de La Plata, que hoy tiene 28 años, denunció el acoso y los abusos que sufrió entre sus 11 y 14 años, cuando asistía al colegio San Vicente de Paul de La Plata, donde Sidders era capellán. El sacerdote se valía de las instancias de confesión para incitarla a tener relaciones sexuales y la sometió a contacto físico”, indicaron en el documento.

Asimismo destacaron que fue luego de este testimonio que “muchos jóvenes que asistieron a ese colegio se animaron a contar sobre abusos cometidos por este cura”. “Gracias a la lucha inagotable de Rocío y de miles de mujeres que la acompañan, este abusador espera su condena final, pero lamentablemente goza del privilegio de estar en una prisión domiciliaria en un country de nuestro distrito”, expusieron.

“Desde el Frente de Mujeres y Disidencias en Lucha de Pilar, no dejaremos pasar este atropello, no queremos que la Iglesia siga encubriendo violadores, que gozan de una prisión domiciliaria mientras sus víctimas están condenados a sobrellevar una vida con sus abusos”, cerraron desde el Frente.

Dejar un comentario

Los campos marcados son requeridos *

También te pueden interesar