Lunes 08 de Agosto de 2022

“Seguimos denunciando, seguimos construyendo memoria, exigiendo verdad y justicia”

Este viernes se cumplieron ocho años del homicidio de Gabriel Eiriz, que fue asesinado en la puerta de su hogar en La Lonja tras denunciar fiestas clandestinas. La familia, amigos y allegados hicieron una caravana en la que participaron una veintena de autos.


  • Viernes 08 de Octubre de 2021
Imagen del articulo

Este viernes se cumplieron ocho años del homicidio de Gabriel Eiriz, que fue asesinado en la puerta de su hogar en La Lonja tras denunciar fiestas clandestinas. La familia, amigos y allegados hicieron una caravana en la que participaron una veintena de autos.

Este viernes se cumplieron ocho años de que Gabriel Eiriz, de 40 años, fue asesinado de un disparo en la cabeza en la puerta de su vivienda de La Lonja luego de haber denunciado fiestas clandestinas en la zona.

La familia aún espera justicia en una causa en donde no hay imputados, detenidos ni indagados y el viernes, en vísperas de los Festejos Patronales, realizaron una caravana por Memoria, Verdad y Justicia por el homicidio en la que participaron cerca de una veintena de automóviles.

Saliendo desde Ana Mogas y Ruta 25, familiares, amigos, vecinos y allegados realizaron lo que ellos denominan “el recorrido de la impunidad”, pasando por la Fiscalía, el Municipio y el Destacamento de La Lonja.

“Lamentablemente la policía nos esperó de civil en el punto de encuentro, le pedimos que se retire porque fue parte del crimen de Gabriel y la queremos ver bien lejos. Dijimos unas palabras en Fiscalía, los vecinos estaban atentos y nosotros entregábamos volantes. La gente nos escuchó muy atenta, eso es lo que nos interesa el poder seguir construyendo memoria por Gabriel Eiriz, que se sepa que lo mataron con total impunidad y que ocho años más tarde la fiscalía no investiga como debe. Estas fiestas clandestinas se siguen haciendo, la policía y el Municipio son cómplices”, dijo Gisel Eiriz, hermana de Gabriel, a Diario Resumen.

La familia apunta fuertemente a los involucrados en el crimen, como la efectivo policial María Fernanda Pérez Arguello, quien amenazó a Gabriel tan solo 25 días antes del homicidio, así como también a los responsables de las fiestas clandestinas, a Rodolfo Javier Sastre quien entonces era comisario de La Lonja así como al Estado, que no actuó.

“Es un día muy movilizante. Fuimos a la quinta donde vivía Gabriel, a prepararla porque ahí terminamos la caravana, hicimos un cierre. Ahí lo mataron y ahí compartíamos con él los fines de semana, la familia, los amigos. Entendemos que organizar la bronca, el dolor, la importancia en lucha y eso es lo que hacemos con la caravana. Seguimos denunciando, seguimos construyendo memoria, exigiendo verdad y justicia, denunciando la complicidad del Municipio, la policía, la fiscalía y los privados de la zona que se enriquecen con estos negocios clandestinos”, cerró Gisel Eiriz.

Dejar un comentario

Los campos marcados son requeridos *

También te pueden interesar