Sábado 02 de Marzo de 2024

Intento de usurpación terminó con dos policías heridos y patrulleros destrozados


  • Viernes 10 de Julio de 2020
Imagen del articulo

Seis personas habían instalado una casilla pero los vecinos dieron aviso a la policía y al dueño del predio. Los usurpadores fueron detenidos pero, previo a esto, atacaron a los efectivos con un hacha.

En las últimas horas un conflicto se desató en Zelaya, terminando con policías heridos, personas detenidas y patrulleros destrozados. El problema comenzó el miércoles por la mañana cuando los vecinos se percataron de movimientos inusuales en el predio ubicado en la intersección de las calles Arribeños y Blandengues, de la localidad de Zelaya. En el predio, según las primeras informaciones que circularon, había alrededor de seis personas levantando una casilla con algunas maderas.

Frente a la inminente toma del terreno los frentistas decidieron dar aviso al personal policial del Destacamento de Zelaya y al propietario del predio, un hombre que reside en la ciudad de Buenos Aires. Sin embargo, rápidamente se acercó al lugar con la documentación pertinente.

Con ello, se libró una orden de desalojo que al intentar ser ejecutada por los efectivos, fue resistida por parte de las personas que se negaban a abandonar el predio e incluso, se tornaron violentos.

Ante el incremento de la violencia por parte de los usurpadores, el personal de la Comisaría Pilar Sexta de Villa Rosa se acercó al predio pero fueron agredidos por tres personas, entre ellas, una mujer con un bebé.

“Uno de ellos esgrimiendo un hacha, intentó golpear a los efectivos intervinientes”, señalaron voceros policiales, quienes dieron cuenta que dos agentes, uno de la Comisaría de Villa Rosa y otro de la Guardia Urbana, sufrieron lesiones en sus piernas por los golpes, piedrazos y patadas recibidas.

Lo que logró el hombre con el hacha fue, sin embargo, romper el parabrisas y una ventanilla de un patrullero de la Guardia Urbana, más el capó de un móvil de la Comisaría Sexta.

Finalmente la policía logró la detención del joven de 26 años que poseía el hacha, uno de 28, otro de 47 y una mujer de 21 domiciliados en Zelaya, Matheu y los últimos dos, en Escobar. La causa quedó caratulada como atentado y resistencia a la autoridad, lesiones, usurpación de propiedad e infracción al artículo 205, ya que los apresados también violaron la cuarentena obligatoria. La misma es llevada adelante por la UFI N°4 y el Juzgado Federal de Campana.

Foto ilustrativa

Dejar un comentario

Los campos marcados son requeridos *

También te pueden interesar