Martes 30 de Noviembre de 2021

Denuncian que la policía apresó a un hombre inocente y su familia marchará pidiendo justicia

En mayo Oscar Nis fue detenido por la policía, acusado de robar una distribuidora de Villa Rosa. Su familia asegura que han presentado las pruebas que demuestran su inocencia pero que la fiscalía hace caso omiso. El viernes, harán una marcha.


  • Miércoles 14 de Julio de 2021
Imagen del articulo

En mayo Oscar Nis fue detenido por la policía, acusado de robar una distribuidora de Villa Rosa. Su familia asegura que han presentado las pruebas que demuestran su inocencia pero que la fiscalía hace caso omiso. El viernes, harán una marcha.

Una familia reclama que un hombre fue detenido por un crimen que no cometió y, hace ya dos meses, está preso. Oscar Nis, de 45 años, fue aprehendido en mayo y está acusado de haber participado del robo a una distribuidora de la localidad de Villa Rosa pero su familia asegura que es inocente.

“Hace dos meses y 10 días hubo un robo, que salió en todos los diarios, en la distribuidora de Ruta 25. Hubo una persecución que terminó en el domicilio de mi hermana y mi cuñado, que no sabían que estaba pasando. Agarraron a uno de los delincuentes en el campo cercano y a otro, en la casa de enfrente. A mi cuñado le golpearon la puerta pidiéndole mostrarle una imagen, abrió la puerta, se metieron dentro de la casa, lo golpearon, lo tiraron al piso, lo arrestaron y se lo llevaron”, contó a Diario Resumen Verónica Fortunato, cuñada de Nis.

Verónica, además, explicó que la policía no encontró nada dentro de la vivienda pero que decidieron detenerlo igual: “él escucha que un policía le dice al jefe que no hay nada, y que el jefe respondió que no importaba, que se lo llevaban igual porque necesitaban tres. Al día de hoy, intentamos demostrar que él no fue”.

La familia ha buscado diversas pruebas que demostrarían que Nis no participó dentro del robo pero, dicen, desde la Fiscalía han hecho oídos sordos. “Hay testigos que afirman cómo fueron las cosas, porque en el acta de procedimiento pusieron lo que quisieron, como por ejemplo, que mi cuñado estaba en la vereda. Hay testigos que ya confirmaron que eso no fue así, las antenas satelitales del celular demuestran que él estaba en su casa. El fiscal desestima los testigos, niega el arresto domiciliario. Está ensañado, no quiere ver las cosas como son”, se quejó.

La causa está en manos de la UFI N° 2 de Andrés Quintana que, según comentó Fortunato, “desestima las pruebas y dice que los testigos vieron mal”. “Nosotros pusimos un abogado que tampoco entiende por qué, consultamos abogados y nos dijeron que es impresionante la saña que tiene porque este fiscal hasta negó el arresto domiciliario que había otorgado el Juez de Garantías, Ceballos”, dijo.

“No hay cámaras que lo culpen. Los de la distribuidora dicen que el mismo que entró a preguntar el horario de cierre por la mañana es quien robó por la tarde, un hombre mayor, alto, canoso. Mi cuñado es bajo, pelado y por la mañana, estaba trabajando. Hay un hombre que lo acusó supuestamente con nombre y apellido pero cómo vas a saber con nombre y apellido quién te robó, es ilógico”, relató.

Verónica Fortunato añadió que su cuñado no solo no tiene ningún antecedente penal sino que “toda su vida trabajó y todo lo que tiene lo hizo a pulmón”.

“Nos desestiman todo. Tenemos testigos, declararon sus jefes, sus compañeros que dicen que a la mañana estaba trabajando y no en la distribuidora. El fiscal dice que tuvo tiempo de robar, volver a la casa, cambiarse y ponerse en la vereda como un vecino más. Tienen la antena de celular que demuestra estaba en su casa, se solicitaron las cámaras de la Municipalidad y no las aportan, ni a las privadas”, relató.

La mujer lamentó que están “arruinando la vida de una familia” ya que Nis tiene tres hijas que, hace dos meses, no ve: “la realidad es que arruinaron una familia, tiene tres hijas que no puede ver, que preguntan cuándo va a venir el padre. Les arruinaron la vida y este fiscal no da ni la posibilidad de demostrar la verdad”.

Para Fortunato a la policía les faltaba un delincuente y decidieron que su cuñado debería pagar por el crimen. “Les faltaba un tercero, un policía dijo que no había nada y el jefe dijo ‘no importa, lo vamos a llevar igual porque necesitamos un tercero’. Es un error grave, pedimos la anulación del acta de procedimiento porque la policía actuó mal, escribió mal. Está la saña porque muchos policías pueden terminar presos por esto que hicieron”, expuso.

El viernes, a las 17 en Ruta 25 y Panamericana, realizarán una marcha exigiendo justicia por Oscar Nis y pidiendo también a la fiscalía que, o cambie el fiscal de la causa o que Quintana explique por qué desestima las pruebas presentadas. “Pedimos que cambien el fiscal o que explique por qué está haciendo esto. Veo que está ensañado con una persona inocente, que no hay pruebas contra él, que no hay nada que lo culpe y sin pruebas le arruinan la vida a la persona. No tienen cámaras, ni nada que realmente pruebe que mi cuñado cometió un delito, nada concreto ni real. No nos escuchan, no nos dan respuestas”, cerró Verónica Fortunato.

Dejar un comentario

Los campos marcados son requeridos *

También te pueden interesar