Jueves 02 de Diciembre de 2021

Una mujer policía pide a IOMA que apruebe la prótesis para su operación

Laura Verón tiene 43 años y padece de cáncer maxilar. Debe operarse lo más pronto posible porque podría perder la visión e incluso, su vida. La obra social no ha aproado las prótesis que necesita y Verón ruega que lo hagan pronto ya que si no, no podrá operarse.


  • Lunes 02 de Agosto de 2021
Imagen del articulo

Laura Verón tiene 43 años y padece de cáncer maxilar. Debe operarse lo más pronto posible porque podría perder la visión e incluso, su vida. La obra social no ha aproado las prótesis que necesita y Verón ruega que lo hagan pronto ya que si no, no podrá operarse.

Laura Verón es miembro de la fuerza policial y, con 43 años, debe enfrentarse a una cirugía sumamente invasiva para salvar su vida. La mujer tiene cáncer maxilar y, para realizar el procedimiento necesita una prótesis que, al momento, IOMA no ha aprobado y eso complica cada vez más sus probabilidades ya que está en riesgo también su visión.

“Para la cirugía necesitamos prótesis, porque me sacan parte de la mandíbula, el hueso del pómulo, el temporal y otros huesos, que también me sacan parte de un hueso de la pierna para rellenar algunas partes de la cara. Es muy invasiva la operación, porque me sacan el ojo y si el cáncer no lo tomó me lo vuelven a poner, y si no lo pierdo”, detalló Laura Verón.

Además contó que, incluso, podría llegar a perder la chance de operarse si la obra social se demora mucho más: “me tengo que operar porque es mi único camino para seguir viviendo, después de la operación si todo sale bien, sigo con el oncólogo, con las quimio y radioterapia, es muy largo y duro el camino que tengo que transitar”.

En estos momentos Laura está esperando a que IOMA autorice las prótesis pero por el momento, solo ha hecho trámites sin ninguna respuesta favorable. “Estoy esperando a que mi obra social IOMA se digne a aprobar las prótesis. Esto es toda una burocracia según ellos, porque pasa de oficina a oficina. Tuve que ir yo a la central de IOMA porque mi trámite según ellos no aparecía, cuando fui me expuse, mostré mi tumor, lloré y ahí mágicamente apareció el trámite. No les dije nada solo les pedí que lo pongan de urgencia para que auditoría me lo apruebe, eso no es burocracia eso se llama encajonar una vida”, se quejó.

“El cáncer no espera y IOMA juega con mi vida y con las de muchos de los afiliados, porque hay muchos que están en esta situación. La verdad estoy pidiendo lo que me corresponde, porque IOMA nos descuenta todos los meses. No quiero morir en esta situación, quiero hacer mi operación y mi tratamiento tranquila sin renegar con esta falta de humanidad, por pensar que si no te mata el cáncer, te mata el otro cáncer de la burocracia de IOMA. El cáncer no espera, crece todos los días y te va matando día a día”, cerró Laura Verón y afirmó que espera que la exposición y viralización de su problema sirvan para que la obra social haga lo que corresponde.

Dejar un comentario

Los campos marcados son requeridos *

También te pueden interesar