Sociedad

Un matrimonio perdió su vivienda y su hijo pide donaciones para poder reconstruirla

0

 

El incidente fue el domingo 8, durante la mañana. El matrimonio, de personas mayores, perdió todo lo que tenía. Su hijo, Hugo, pide donaciones de materiales para comenzar.

El domingo 8 de diciembre una familia se vio ampliamente afectada por la tragedia luego de que la vivienda en la que vivía un matrimonio de personas mayores, fuese consumida de manera total por el fuego.

La vivienda, ubicada en Isla Candelaria 158 en Fátima, fue el escenario de un voraz incendio que, según pudo saber Resumen, se originó en la cocina, tras un desperfecto eléctrico. “Fue entre las 5.30 y las 6 de la mañana, por un corto circuito pero no me especificaron si fue en cables, en el dispenser o dónde. Lo único que se salvó, fueron mis padres”, explicó a Diario Resumen, Hugo Aguilera, hijo de los ancianos damnificados.

Es que el matrimonio logró salir y salvar su vida, pero la ropa, los medicamentos, oxígeno domiciliario y la silla de ruedas del dueño de la casa, de 78 años, se perdieron, así como también la estructura de la vivienda: “se quemó todo, no quedó absolutamente nada”.

Al momento, Hugo y su hijo se encuentran realizando una colecta para de a poco poder devolverles un hogar a sus padres. “Estamos haciendo el acopio de materiales en el Corralón Río Luján, en Avenida Mitre. En este momento pedimos que a los que deseen colaborar, pueden hacerlo con ladrillos comunes, hierro y cemento, las tres cosas básicas para la construcción porque es lo mínimo para arrancar”, contó Hugo Aguilera.

Sobre la salud de sus padres, explicó que ambos estuvieron internados en el hospital durante unos días debido a la inhalación de humo tóxico: “ellos estuvieron desde el domingo a las 7.30 hasta el martes a la mañana porque tragaron monóxido de carbono, ahora, están bien. Los tengo viviendo conmigo hasta que podamos reconstruir su vivienda”.

Si bien como familia intentan no dialogar con ellos sobre las pérdidas materiales, sí se ha acercado un grupo de Acción Social y psicólogos para ayudarlos a lidiar con la pérdida aunque su familia, prefiere reducir al mínimo el diálogo al respecto para no causar aún más preocupación. “La idea es que tratemos de no hablar, estuvieron desde Acción Social pero más que nada de lo material, no hablamos sí es re importante la contención psicológica porque esto fue muy feo, totalmente desesperante. A ellos, se les fue toda su vida porque tenía más de 45 años la casa”, contó entristecido Hugo Aguilera.

En caso de querer donar, acercarse al Corralón Río Luján o comunicarse con Hugo al 0230-15-4580117 o con su hijo Nicolás, al 011-15-3095-4222.

Comentarios

Quizás te pueda interesar también:

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Más en Sociedad