Los futbolistas de Real Pilar todavía mantienen la felicidad por lo conseguido el jueves en Liniers. Diego Sosa y Diego Crego tuvieron un gran rendimiento en la final y expresaron sus sensaciones por lo conseguido.

Lo acontecido el último jueves en la cancha de Liniers será realmente difícil de olvidar para cada uno de los integrantes del plantel Monarca que ha conseguido el primer ascenso de su joven historia. Con el recuerdo muy fresco de cada uno de los momentos que se vivieron en la final del Torneo Reducido, Diego Sosa y Diego Crego se encargaron de dar a conocer qué sintieron una vez conseguido el objetivo en un diálogo que sostuvieron con Diario Resumen.

El primero en tomar la palabra fue Diego Crego, quien jugó un papel verdaderamente preponderante en la consagración habiendo sido el autor del gol que abrió la serie en un partido de ida muy disputado en Pilar.

“Es todavía difícil caer como nos pasó con el partido de Vélez, las sensaciones son muy positivas y estamos todos muy contentos porque pudimos lograr un objetivo que nos planteamos junto con el cuerpo técnico a medida de que fuimos llegando al club. Poder cerrar el año de esta manera es algo que nos pone muy felices”, fueron las primeras palabras que esbozó el mediocampista.

Pensar que yo iba a dejar el fútbol, me iba a poner a laburar y ahora un ascenso en un año es algo histórico para mí” (Sosa)

El de vuelta fue un partido muy trabado y Crego confiesa que recién se vio campeón una vez terminado el encuentro. “Sabíamos que hasta que el juez no terminase el partido podía pasar cualquier cosa porque el fútbol es así, nosotros nos quedamos hasta el último minuto pensando en seguir defendiendo y metiéndole para que siga el resultado a nuestro favor”, señaló.

El futbolista manifestó que no se imaginaba que podía lograr el ascenso. “Yo llegué al club y no conocía ni la categoría ni el cuerpo técnico. Cuando llegué me plantearon el proyecto y me gustó la idea, desde ese momento me comprometí al 100 por 100 para lograr el objetivo”, mencionó.

Por último, opinó acerca de los motivos que lo llevaron a ganarse un lugar en la Primera C. “Fuimos un equipo durante cada uno de los partidos, tanto los que estábamos adentro como los que estaban en el banco y los que estaban afuera y no les tocaba jugar. Todos tiramos siempre para el mismo lado”, comentó.

Debut triunfal

En su primer año de trayectoria, Diego Sosa alcanzó algo que muchos futbolistas sueñan toda la vida pero pocos pueden cumplir, ha conseguido un ascenso. “Hasta hoy a la mañana no había caído de lo que fue, al principio no pensé que iba a llegar a una final y menos ganarla pero este equipo se lo merece”, manifestó.

El lateral recordó el momento exacto en el que cumplieron con el objetivo. “Fue una locura, lo primero que hice fue tirarme a llorar en el piso porque la verdad que era algo impensado. Lo bancamos todo el partido, fue todo muy trabado en una cancha que estaba muy difícil, apenas pitó el árbitro hice eso y me fui a festejar con mis compañeros”, relató.

Desmenuzando lo que ha sido una gran temporada, Sosa eligió un partido en particular como el punto de inflexión. “Arrancamos mal la temporada y si tengo que elegir me quedó con el de Atlas, que fue la primera victoria importante que tuvimos y donde nos dimos cuenta de que estábamos para mucho más”, afirmó.

“Nos lo teníamos merecido por todo el sacrificio y el viaje que hacemos a Pilar todos los días. Pensar que yo iba a dejar el fútbol, me iba a poner a laburar y ahora un ascenso en un año es algo histórico para mí”, cerró el jugador monarca.

Estas son palabras que demuestran el compromiso con el que los jugadores vivieron esta temporada, la cual pudieron celebrar entre ellos en el estadio y cuando se juntaron a cenar a la noche y con la gente que fue a esperarlos a la plaza 12 de Octubre para compartir esa felicidad.

Comentarios

Quizás te pueda interesar también:

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Más en Deportes