Los alumnos de la sede de San Alejo fueron trasladados hacia otras lejos de sus hogares. En muchos casos, no podrán llegar y continuar con sus estudios.

La reorganización de los planes Fines ha perjudicado a trabajadores y alumnos en todo el distrito y, a pesar de la pasada movilización, aún no ha habido una solución o respuesta oficial. En San Alejo muchos de los estudiantes fueron trasladados a la sede que se ubica en La Lomita, complicando la posibilidad de asistir con regularidad.

“Yo me encargué de hacer inscripción para agosto en la Escuela Nº 29 y ellos los mandaron a la Escuela Nº 7, de La Lomita, una nueva que se ve que quieren llenar. La gente debe cruzar un zanjón, en una zona que para hacerlo de noche, no es seguro para llegar”, explicó Lorena Almada, referente del Fines de la Escuela Nº 29, a Diario Resumen.

Almada declaró que el Fines es para “acercar a la gente, para que estudien cerca de sus hogares” y que esta reorganización “es una forma de desarticular el Fines y lo que significa”: “Se debe tener dinero para los pasajes, que aumentan todos los días. No se tuvieron en cuenta muchísimas situaciones, los han mandado a lugares donde no pueden llegar, no van a poder sostenerlo en el tiempo, deben salir una hora antes”, añadió.

Luego, agregó que los estudiantes están “muy enojados”: “Quieren estudiar, son personas que trabajan que pidieron ya sus días en el trabajo para terminar los estudios, personas que tienen hijos, algunos están en situaciones humildes.”.

El enojo y el dolor, tal como lo describió la referente está en que no se ha escuchado el reclamo de alumnos o referentes. “Sufrimos un destrato total, nos ignoran y lo que hacen con la gente no se puede creer”, dijo.

Mañana se reunirán con Almada los damnificados y labrarán un acta que será presentada en Jefatura Distrital el viernes, ya que desde allí ha salido la medida de reorganización. “Será presentada a Sergio Silvestri para que tenga en cuenta lo que pasa. Los CENS e inspectores nos dicen que es una decisión que viene de arriba, entonces vamos con Silvestri confiando en que puede solucionarlo”, expuso.

Por último, afirmó que no perderá las esperanzas de que los alumnos puedan cursar en las sedes más cercanas a sus hogares. “Quedarse callado, bajar la cabeza y aceptar lo que se dispone de forma arbitraria, sin consultas ni revisión no es la solución. La situación en la educación está complicada, hay muchas carencias. Quitar la posibilidad de que alguien pueda estudiar es arbitrario, demagógico. Queremos que la gente tenga un lugar para estudiar cerca de su casa”, cerró Lorena Almada.

Comentarios

Quizás te pueda interesar también:

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Más en Sociedad