El ganador de las PASO descartó una posible reunión pero aseguró estar dispuesto “a ayudar en todo lo que esté a mi alcance”. También indicó que va a contribuir para que Macri “gobierne hasta el último día”.

El candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, descartó este miércoles una posible reunión con Mauricio Macri, luego de que el Presidente anunciara públicamente que convocará a todos los postulantes que participaron de las elecciones primarias del domingo.

“Francamente no tiene sentido que nos reunamos, porque no nos vamos a poner de acuerdo. Además, no me quiero hacer partícipe de sus normas o sus decisiones. Porque si todos hacemos lo mismo y pensamos igual, qué opciones tenemos en Argentina. Yo no pienso como el Presidente. Creo que tardíamente, desesperadamente toma estas medidas, sin evaluar el costo fiscal ni las consecuencias en los mercados. Ya lo estamos viendo”, sostuvo.

El ex jefe de Gabinete aseguró que “el Presidente, lo que tiene que hacer, es gobernar”, y afirmó que lo va “a ayudar para que gobierne hasta el último día”.

Durante el anuncio del paquete de medidas económicas, Macri confirmó que buscará reunirse con todos los candidatos presidenciales en pos de “cuidar la gobernabilidad”. “Estoy disponible las 24 horas para que hablemos. Quiero reunirme con ellos, que transmitamos tranquilidad en este proceso electoral que ha comenzado. Debemos conversar entre nosotros, mantener líneas abiertas y no entender esto como una pelea entre enemigos, sino como una discusión entre rivales en el marco de nuestra democracia”, aseveró.

Es como el padre nuestro que rezan los ateos antes de morir, que no tienen ninguna convicción y solamente rezan por si hay otra vida más allá”

Sin embargo, Fernández dejó en claro que no tiene intención de que ese encuentro se concrete. “No tiene sentido, porque si el Presidente espera que yo me ponga de acuerdo, va a ser muy difícil porque concibo otro país. Sí entiendo que debe gobernar después del resultado electoral que recibió, y en eso lo voy a ayudar, que tenga la plena certeza”, dijo en declaraciones a El Destape radio.

Respecto de las medidas, el candidato del Frente de Todos dijo que “no está mal” que el Gobierno “intente mover el consumo”, pero advirtió que es “riesgoso que se haga de este modo”. Y explicó: “Por eso dije que había que hacerlo en el marco de un acuerdo de 180 días donde intervinieran empresarios, sindicatos y el Estado. Ponerlo así, puede generar que eso se traslade primero al dólar y después a precios”.

En ese sentido, lo vinculó directamente con el resultado electoral: “Siento que el Presidente esperó que dos terceras partes de la Argentina le voten en contra para que se diera cuenta lo que había hecho. Y la sensación es que no está convencido de lo que está haciendo, que lo hace por necesidad electoral y no por convicción. Y por eso lo hace mal. Es como el padre nuestro que rezan los ateos antes de morir, que no tienen ninguna convicción y solamente rezan por si hay otra vida más allá”.

“Voy a ayudar en todo lo que esté a mi alcance. Tiene algo de positivo que es que el Presidente se ha dado cuenta que ha aniquilado la capacidad de consumo de los argentinos, y mal que mal, no está mal. No voy a hacer ingrato con eso. Pero con la fragilidad que tiene la economía argentina, tiene que hacerse en otro marco”, añadió.

Por último, y tras afirmar que le parecía “bien” el congelamiento de combustibles, le dejó un mensaje a Macri de cara a lo que viene: “Tiene que decidir qué va a primar, si la condición de presidente o la condición de candidato. Yo le ruego que, por la gravedad de la situación, hoy prime la condición de presidente, porque el riesgo es muy grande”.

Comentarios

Quizás te pueda interesar también:

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Más en Provinciales