DestacadoSociedad

Duro documento de la Red de Ambientalistas y Vecinos: “nada para festejar”

0

 

Proponen que la Autoridad del Agua, establezca claramente ‘donde no puede construirse” e iniciar un Ordenamiento Territorial ‘ajustado a la normativa vigente’. 

En el año 2017 la Legislatura de la Provincia de Buenos Aires declaró al 4 de noviembre como el Día Provincial del Río Luján. Esa fecha recuerda la travesía realizada por 150 embarcaciones en el año 1993, en el tramo de río entre Suipacha y Mercedes, con el objetivo de visibilizar el río y concientizar acerca de la necesidad de recuperar su uso para la sociedad.

Al cumplirse el tercer aniversario de la declaratoria, ambientalistas y vecinos nucleados en la Red del Río Luján, publicaron un duro documento con el título de “En un nuevo aniversario del río Luján, nada para festejar”.

“Desde hace más de dos décadas, varias organizaciones vienen denunciando la grave desorganización territorial y los fuertes impactos ambientales que recibe el territorio de la cuenca y de cuya acumulación, se derivan reiteradas inundaciones y contaminación”, expresa el comunicado.

Asimismo, expone que “el desarrollo de emprendimientos inmobiliarios que ocupan y rellenan humedales, se constituyen en serios obstáculos para la circulación del agua del río y eliminan la función de reservorios de agua durante las crecidas”: “Simultáneamente, también se ha ido desarrollando en áreas rurales una extensa red de canales, sin ningún tipo de autorización. De esta manera, el agua que antes se filtraba en el suelo y recargaba la napa de la que se abastece la sociedad, ahora se dirige al río Luján y sus tributarios, sobrecargando aún más todo el sistema hidrográfico”.

Las soluciones propuestas por el Estado lejos de revertir la situación dejan intactas las causas que los originan y crean nuevos problemas”

El documento también carga sobre emprendimientos agropecuarios y empresas del Parque Industrial de Pilar: “diversas industrias diseminadas a lo largo del curso y los agrotóxicos utilizados en los cultivos, contaminan seriamente algunos tramos del río con metales y productos orgánicos de diversa índole y generan periódica mortandad de peces”.

“Las soluciones propuestas por el Estado lejos de revertir la situación dejan intactas las causas que los originan y crean nuevos problemas”, subrayaron.

Las propuestas

“Resulta fundamental que la Autoridad del Agua, establezca e informe donde no puede construirse e iniciar un Ordenamiento Territorial ajustado a la normativa vigente.  También es prioritario que se detengan las obras que se encuentren en curso en las zonas de dominio público y se identifiquen aquellos desarrollos inmobiliarios ya establecidos que resulten particularmente dañinos para el drenaje del agua de la cuenca y pedir la recomposición del ambiente al estado previo a las obras”.

En cuanto al accionar gubernamental opinan que “es urgente que se revierta la falta de institucionalidad, terminando de organizar el Consejo Consultivo para que podamos tener un espacio donde expresar nuestras opiniones. También es perentorio un real control sobre las fuentes de contaminación por parte del Estado”.

Comentarios

Quizás te pueda interesar también:

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Más en Destacado