Intendentes presionan para reeditar el fondo para obras antes de fin de año

0

Varios alcaldes, en su mayoría oficialistas, exigen al gobierno provincial retomar el fondo de obras que tuvieron disponibles hasta el año pasado. Los mandatarios solicitan que se reconsidere esta situación antes de que finalice 2018.

En medio de la incertidumbre por el impacto del ajuste en la provincia, intendentes de varios distritos del interior, la mayoría del oficialismo, presionan al Ejecutivo para reeditar antes de fin de año el fondo de obras que tuvieron disponible hasta 2017.

La inquietud de los alcaldes se da al cabo de un primer semestre en el cual muchos experimentaron los efectos políticos de la situación económica. Los aumentos de tarifas dieron pie a que varios concejos deliberantes de ciudades gobernadas por el oficialismo declararan emergencias al compás de iniciativas opositoras.

Esa situación, sumada al recorte de fondos para obras nuevas que ya dispuso Vidal para financiar la baja en las facturas de electricidad y gas –casi un tercio de los presupuestado para este año con fondos propios, unos 3 mil millones de pesos- hace que los alcaldes enfoquen el futuro inmediato con preocupación.

A eso se suma la perspectiva de un recorte mayor, producto del traspaso a la provincia de las condiciones que emergen del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Por eso, varios alcaldes están haciendo saber al Ejecutivo su interés en reeditar el llamado Fondo de Infraestructura Municipal (FIM), que se incluyó en los presupuestos 2016 y 2017 y luego se discontinuó. Ese mecanismo les permitía decidir qué obra se hacía en cada distrito, aunque los trabajos de mayor envergadura estuvieron siempre a cargo de Provincia o Nación.

Según los datos actualizados, por esa vía se finalizó el 81 por ciento de las 661 obras proyectadas para 2016 y el 50 de las 521 proyectadas para el año pasado.

El planteo de los jefes comunales es que ese mecanismo se reedite antes de fin de año, de modo que quede asegurado el financiamiento para esos trabajos lo antes posible. La intención es cristalina: evitar discontinuidad en el ritmo de avance y asegurarse elegir ellos mismos dónde van a parar las inversiones que permiten cortes de cintas en el año electoral.

Los intendentes le hicieron llegar su reclamo al presidente de la cámara de Diputados, Manuel Mosca, quien recorre desde hace una semana distritos del interior con el objetivo de comenzar a diseñar el dispositivo electoral del año que viene.

En el Ejecutivo hay posiciones divididas. Hay ministros que ponen de relieve que el FIM permitía una mayor eficacia de la inversión, ya que son ellos los que conocen, por ejemplo, qué calle conviene asfaltar o dónde es más urgente hacer el cordón cuneta. Otros funcionarios ponen el acento en las dificultades presupuestarias y le bajan el pulgar a la iniciativa.

Por ahora, solo una decisión política de la Gobernadora podría destrabar la iniciativa. Voceros del Ejecutivo señalaron que la mandataria escucha a los alcaldes y sus necesidades, pero que está “consciente de la necesidad de no desordenar las finanzas” provinciales.

Compartir!

Deja una respuesta